Narbona y Les grands buffets

5 Ago

Muchas veces nos preguntamos qué hacer o a donde ir en un período corto de fin de semana en el que nos apetece escapar de la rutina visual donde persiste el patrón de un “más de lo mismo” y a la vez, tampoco queremos gastar demasiadas energías porque del mismo modo, lo que toca es descansar.
Es así como Narbona situada en el departamento francés de l’Aude en la región de Languedoc-Rosellón, al sur del país se convierte en el antídoto perfecto anti-rutina y relax, un destino idóneo a escasas tres horas de la capital catalana, donde varios atractivos nos sorprenderán, incluyendo el gastronómico.
Una vez llegados y sin ni tan siquiera estar provistos de un mapa seguro gravitaremos como por arte de magia hasta llegar a la Catedral Saint-Just-et-Saint-Pasteur , no es casualidad, sus paredes verticales alcanzan los 40 metros siendo uno de los edificios más altos del casco antiguo. Dentro, pasado su corredor se aprecia la sala del gran órgano de la catedral, uno de los más grandes de Francia.
Narbona fue fundada por los romanos en el año 118 ac y parte del camino romano de piedra de la vía Domitia se puede pisar a día de hoy. Si lo tuyo no es la historia y poco te interesa el poder visitar un almacén subterráneo romano o un palacio de los arzobispos, existen muchas otras alternativas como ir a la Robine y contratar un paseo en barca por un canal que está clasificado como patrimonio mundial de la humanidad por la UNESCO desde 1996, inevitablemente – y aunque las comparaciones son odiosas-, algo similar a la Florencia italiana y su Ponte Vecchio.

barques-8©Laurie Biral- Ville de Narbonne
¿Es hora de comer? Aunque el mercado central es el punto de encuentro de los locales y la comida se prepara muy fresca, más recomendable es el restaurante Les grands buffets, una auténtica fiesta gastronómica que propone cientos de platos y recetas tradicionales de la región al alcance de la mano y del bolsillo. Al llegar y justo en la entrada un gran asador sorprende aunque para nada ensombrece las otras áreas dedicadas a la repostería, el marisco con sus ostras o incluso las especialidades francesas por excelencia, los quesos o los vinos.
Les grands buffets (2)                         Operation de promotion des produits du Grand Narbonne aux Halles

Es así como el fin de semana se convierte en “un menú” perfecto donde no falta de nada y sentimos haber aprovechando nuestro ocio ¡de un modo sabroso!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: